martes, 19 de enero de 2016

GLOSA DE PIE QUEBRADO 4





                   


Andaba loco y ausente                                  Antes de volver a mí
con el corazón deshecho                               hasta el aire me faltaba,
sin  que tuviera derecho                               ahora que tú estás aquí
a nadar en tu corriente.                                ya ves, no me falta nada.
Antes, era indiferente
y al alejarte temí
que el amor que yo te di
pronto desapareciera
y silencioso muriera
antes de volver a mí.
                                                                                
Recordando aquellos días                            
despertaba de mi sueño
que volaba ya sin dueño  
al saber que no me oías.
Pensando en horas sombrías
tus caricias anhelaba,
pero el tiempo que pasaba
sin un futuro más cierto,
lo convirtió  en un desierto
_ Hasta el aire me faltaba _.

Terminaron los desdenes,                  
se esclarecieron los cielos
no habrá por medio más celos
si a esta situación te avienes.
Con esperanza me tienes,
a tu corazón me abrí
y de tus labios bebí.
el néctar de nuestro amor.
Yo soñaré sin temor
ahora que tú estás aquí.

Volvieron tiempos felices
sin malicias ni rencores
hoy es todo de colores
escuchando lo que dices.
Olvidemos los deslices                              
de nuestra vida pasada
que resurge ilusionada
como amapola entre espigas.
Con tus caricias me abrigas
ya ves, no me falta nada.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada